Startups: Buscando al próximo Messi

Autor: | Posteado en Noticias Sin comentarios

La decisión del F.C. Barcelona cuando Messi tenía apenas doce años, es parecido a la que toma un inversor cuando esta invirtiendo en una compañia jóven de alto potencial de crecimiento.

Hace poco salió a la luz un breve documental sobre Lionel Messi llamado “Nacido para ser el mas grande”. El documental, producido por la televisión española, muestra como el único ganador de cinco balones de oro fue construyendo su carrera para llegar a lo mas alto. Sin embargo, cuando todavía era pequeño, varios clubes dudaron en asumir el riesgo de apostar por alguien con mucho talento, sin embargo sin la certeza de saber en quién se convertiría. Ésta, es una analogía muy util para comprender el planeta de las inversiones y la vamos a comentar hoy.

Messi nació en año 1987. Cuando tenía cinco años comienza a dar sus primeros pasos en el club Abanderado Grandoli y a sus 8, comenzó a entrenarse en las inferiores de Newell’s Old Boys. A los once le diagnostican una falla de la hormona de crecimiento, y a los doce se prueba en River Plate, sin embargo después de varias disputas, finalmente no queda incorporado. Carles Rexach, jefe técnico del F.C. Barcelona, lo invitó a jugar a España, y después de verlo en la cancha, se ofreció a pagarle el costoso tratamiento para tentarlo a mudarse a ese país. Lo que ocurrio de ahí en más, fue ni mas ni menos que el inicio de una de las carreras deportivas mas exitosas que un gamer pueda tener.

La decisión del F.C. Barcelona cuando Messi tenía apenas doce años, es parecido a la que toma un inversor cuando esta invirtiendo en una compañia jóven de alto potencial de crecimiento. El enorme potencial de Messi era evidente, sin embargo ni el Barcelona era apto de imaginar en ese instante que estaría tomando la preferible decisión en la historia del club. ¿Qué hubiera pasado si el tratamiento no hubiese sido efectivo? ¿Y si él hubiera abandonado su carrera tempranamente? Ninguno de estos últimos casos eran previsibles al instante de crear la “inversión”, sin embargo estaba dentro de las oportunidades y todavía así el Barça tomó el riesgo.

El F.C. Barcelona es ni mas ni menos que un Inversor de Riesgo (Venture Capitalist), que en cambio de invertir en empresas, invierte en jugadores. Evalúa el potencial de quienes prometen llegar lejos, sin embargo sabe que el efecto final depende mas del gamer que del club. De hecho, existen fondos de inversión privados que invierten en una “cartera” de jugadores prometedores, para vencer cuando éstos se revalorizan. Pero de alguna forma River además es un Inversor de Riesgo. ¿Tomó River una muy mala decisión al dejarlo pasar? Antes de afirmarlo, tenga en cuenta lo siguiente: no había certificado de que el potencial de Messi fuera alcanzado y, todavía si lo alcanzara, River no tenía certificado de poder recuperar el coste invertido en el tratamiento con los ingresos que podía producir en el fútbol local. Pero en cualquiera de los casos, la buena o la mala decisión no puede juzgarse en función de su efecto final (esto es lo que se conoce como “sesgo de resultado”), sino en relación a haber tomado la preferible decisión con los documentos que contábamos en ese momento. Una buena decisión puede haber generado resultados negativos, y una mala decisión pudo haber generado resultados positivos.

Ahora que existe el caso testigo de Messi, varios clubes intentan contratar a niños de menos de doce años para intentar copiar los resultados exitosos del Barcelona. Pero no es tan fácil. Cuanto mas jóvenes son las personas, menos decididas están de la carrera que quieren continuar cuando sean enormes y eso puede provocar enormes pérdidas económicas. Para diluir las pérdidas, algunos tuvieron la idea de apostar por los 50 jugadores mas jóvenes que muestren algún tipo de talento para maximizar las chances de que les toque algún “Messi
dentro de ese conjunto. Si muestra un Messi, compensará con creces cada una de las pérdidas provocadas por los jóvenes que aparecieron al fútbol con algo de potencial, sin embargo sin una verdadera vocación.

La aparición de un nuevo Messi es tan poco frecuente, que se hace tremendamente costoso poner dinero en cada cosa que se le parezca. Es casi como desear vencer la lotería tratando comprar todos los billetes posibles. El dilema con esta tactica es que uno se puede gastar todo su dinero, y no haber hallado lo buscado. Este riesgo es un lujo muy caro que pocos están dispuestos a aceptar. Por eso, hay otras opciones que se adaptan preferible a otro estilo de inversores, como por ejemplo: no investigar al siguiente Messi, sino a varios buenos jugadores que tengan chances de llegar a jugar en las primeras categorías del fútbol europeo, reduciendo así las apuestas en jugadores que se arrepienten en su adolescencia; y además no adelantarse a invertir antes de visualizar mas evidencia sobre la buena evolución del jugador. Usted dirá: sin embargo si uno se demora varios años en contratar a un factible Messi, puede venir otro club a hurtar esta oportunidad. Bueno, no hay que tener temor de eso. Una vez que el Barcelona se hizo la popularidad de ser un buen club, los jugadores lo prefieren todavía si recibieran ofertas similares de otros interesados. Y eso le da una verdadera mejoría a lo largo del tiempo que es ser inclusive mas rentable que otro club que haya tenido la suerte de hallar a Messi con la misma tactica con la que se gana la lotería.

Esta analogía, así de simple como se ve, muestra la esencia de las inversiones en startups. Plantea los servicios y los riesgos de una forma parecida. Muestra 2 tipos diferentes de estrategias, y nosotros nos identificamos especialmente con sólo una de ellas.

Sebastián Ortega – Inversor Global

La entrada Startups: Buscando al siguiente Messi muestra 1° en Emprendedores.News.


Emprendedores.News



El mejor vídeo del día Trucos de Android


Nota: La creación de esta noticia le pertenece al autor original que aparece en la firma de más arriba. No hemos eliminado en ningún momento los enlaces oficiales, ni tampoco intentamos perjudicar su posicionamiento en los motores de búsqueda.

El Administrador de QueEsGoogle.Com

Agrega tu comentario