Hoy quiero comentar la reciente sanción de 24 de Octubre de 2.014, impuesta por la Agencia Española de Protección de Datos, por la Resolución R02388/2014, (ver resolución), a una compañia que desarrolló envíos de propaganda no autorizada, dándose el caso de que el receptor inclusive había solicitado la baja