La absorción y compensación de salarios son medidas que neutralizan los aumentos salariales producidos tanto por el crecimiento del sueldo mínimo interprofesional, como por el derivado de la transacción colectiva, cuando los trabajadores ya perciben sueldos superiores a dichos mínimos. Esto se fundamenta en el artículo 26.5 del Estatuto