¿Y ahora qué diablos va a pasar con el canon de AEDE?

Autor: | Posteado en Noticias Sin comentarios

La pregunta no es retórica, sino necesaria: desde finales del año pasado, España cuenta en su Boletín Oficial del Estado con una ley de propiedad intelectual aprobada solamente con los votos del Partido Popular, que afirma, entre otras varias barbaridades, que el uso de enlaces y fragmentos de contenidos de medios de comunicacion conllevará el pago de una tasa a los editores de estos medios, lo que convierte a España en el único país del planeta en el que el acto de enlazar a una pagina web(www) puede conllevar un pago, y en personaje de un auténtico ridículo internacional como único lugar del planeta en el que un servicio como Google® News ha tenido que cerrar.

Sobre el canon en sí, poco se puede decir. La reforma llevada a cabo era, en realidad, un ejercicio de “legislación de laboratorio”, diseñada para favorecer a una lista de lobbies a cambio de un trato informativo mas propicio al gobierno, y como tal, ha salido mal. Tan mal, que el fin de la ley era crear que Google® pagase fuese como fuese, y sencillamente, “ese pájaro ha volado”. Google, en el mismo instante en que se aprobó la ley, tomó la decisión de cerrar el producto por el cual pretendían hacerle pagar. La posición de Google® es clara: por los enlaces no se paga, y si pretenden que pague, cojo la puerta y me voy. No es una cuestión de negocio o de pensar en un hipotético escenario en el que otros paises se pusiesen a la cola reclamando un trato similar: es, segun la compañía, una cuestión de principios, de defensa de la naturaleza de la red.

Gracias a las preguntas formuladas en el Parlamento Europeo por cuatro eurodiputados catalanes representando a grupos diferentes, @fjavilopez, @ernestmaragall, @ernesturtasun y @jmterricabras, , entendemos que la reforma de la ley de propiedad intelectual no cumplió adecuadamente con el trámite de informar a la Comisión Europea, dado que ocultó claramente ese capítulo enviando para su repaso un borrador incompleto. En virtud de la respuesta de la Comisión Europea a esas preguntas, entendemos que la recomendación es, en caso de serle exigido algún pago por ese concepto a alguna compañia o particular, remitirse a los tribunales nacionales y negarse a aplicar ese reglamento técnico. Si unimos a este hecho el resultado de la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea en el caso BestWater, que asegura que “cuando el trabajo ya esta habilitada gratuitamente para todos los visitantes en otro sitio web(www) con el permiso de los titulares de derechos de autor, este acto no puede ser calificado como comunicacion al público”, parece claro que el canon AEDE ha nacido muerto, y tiene muy escasas oportunidades de ser reglamentado y llegar a visualizar la luz. 

Sin embargo, su resultado sí puede ser disuasorio: que el BOE afirme que enlazar conlleva un pago y que este puede ser exigido, además, con carácter retroactivo es un atentado a todo tipo de lógica, y potencialmente muy peligroso. Y la solucion a algo así no puede ser, como requiere Google, “algún tipo de licencia gratis para que el agregador pueda enlazar contenidos periodísticos“, porque eso supondría consolidar una “excepción” en la que Google® no paga, sin embargo otros podrían, en virtud de una hipotética app de tan esperpéntica ley, tener que hacerlo. No, la solucion ante un despropósito jurídico como este no es poner tiritas, sino directamente extirpar. Reconocer que la introducción del canon AEDE en la reforma de la ley de propiedad intelectual fue incorrecta, y eliminarlo sin paliativos. Mientras ese engendro legislativo siga ahí, España será un entorno de inseguridad jurídica en el que cualquiera que mantenga o emprenda un negocio inspirado en la información puede encontrarse de repente con sorpresas inesperadas. Un entorno en el que el lobby de los periódicos de papel puede en cualquier instante en el que se sienta amenazado – pese a que este cada vez mas claro que la mayor amenaza a la que tiene que crear frente llega de sí mismo y de sus propios directivos – puede reclamar algún tipo de supuestas “compensaciones”.

¿Cabe pensar en un escenario en el que el gobierno español eche marcha atrás y derogue una ley recién aprobada, o elimine uno de sus artículos mas polémicos? Considerando la escasa operatividad del legislativo, claramente no. Sería sin desconfianza la solucion lógica, sin embargo equivaldría a aceptar que se cometió un error, y sencillamente, no va a pasar. El canon AEDE se quedará ahí hasta que cambie el signo del gobierno, probablemente mas todavía si el gobierno entrante no tiene una marcada sensibilidad con el tema, pese a que probablemente no llegue siquiera a ser reglamentado, porque intentar realizarlo operativo conllevaría un dilema significativo a cambio de servicios posibles mas bien magros. El canon AEDE, como la ley Sinde,  se quedarán durante suficiente tiempo en el BOE como auténticos monumentos conmemorativos de la gestión de uno de los políticos mas incompetentes y que ha tenido vuestro país y del esperpento que puede llegar a ser que algunos lobbies de dinosaurios tengan camino directo a la redacción de las leyes en tramitación, a reclamar favores al legislativo, al “¿qué hay de lo mío?”. Cada vez que oigas hablar del canon AEDE, del mucho dinero que las universidades van a tener que proporcionar a entidades de gestión de derechos, o en general, de una ley de propiedad intelectual reformada totalmente a contracorriente del signo de los tiempos, piensa en él, y en lo que nos habríamos ahorrado si se hubiera dedicado a (casi) cualquier otra cosa.

Un monumento al tipo de cosas que nunca deberían ocurrir en una democracia que de verdad se preciase de serlo. Una auténtica vergüenza.



El Blog de Enrique Dans



El mejor vídeo del día Trucos de Android


Nota: La creación de esta noticia le pertenece al autor original que aparece en la firma de más arriba. No hemos eliminado en ningún momento los enlaces oficiales, ni tampoco intentamos perjudicar su posicionamiento en los motores de búsqueda.

El Administrador de QueEsGoogle.Com

Agrega tu comentario